• Jorge Meléndez

Cuando tu mente no te apoya

Actualizado: 28 de may de 2019

Si te preguntaran, ¿qué es algo que te gustaría hacer, pero crees que por tu manera de pensar se te haría muy difícil o desafiante poder hacerlo de manera eficiente? En las ultimas semanas he estado preguntando mucho esta pregunta, así como observando (y observándome) para ver cómo la gente suele ser en tiempo real cuando se encuentra en este tipo de situaciones. Las respuestas (sobre todo las acciones) han sido muy interesantes.


Caso #1 - En el último año he tenido la oportunidad de darle coaching a dos ejecutivos de dos empresas multinacionales. Ambos vivían situaciones particulares, pero el punto más importante era la manera en que su mentalidad no les apoyaba para lo que deseaban.


Uno estaba por salir de la empresa, tenía claro lo que deseaba hacer al salir de su trabajo, donde había dedicado cerca de quince años. Su deseo era hacer un proyecto en la comunidad que pudiera impactar la vida de niños y jóvenes a través del deporte. Cada vez que hablaba del proyecto su voz cambiaba, sus ojos brillaban, pero a la hora de actuar no creía en el proyecto y optó por buscar un trabajo con un ingreso seguro, pero no lo que su llamado interno le decía.


El otro ejecutivo, que lleva unos siete años trabajando en la organización donde hoy se encuentra, había dedicado más de una docena de años de su vida trabajando en una empresa donde la cultura era muy diferente a la que hoy tiene. La oportunidad para este ejecutivo es que todavía su mente sigue sumergida en la empresa anterior y no acepta la cultura en la que hoy trabaja.


Ambos son ejecutivos con excelente preparación, experiencia y disposición, el punto es que su mente sigue enfocada en un punto y no se abre a ver las cosas de otra manera. El primero quiere algo que lo inspire y que sea diferente, pero cuando piensa en dar el paso, opta por lo seguro. Es la lucha entre la mentalidad de empleado y emprendedor. Por querer algo seguro y de menor riesgo, sigue posponiendo su sueño y hacer las cosas que realmente lo inspiren a ser la persona que desea ser.


El segundo vive con la lucha de la vieja escuela vs. la nueva escuela. Mejor dicho, una cosa es ser el jefe y otra cosa es ser un líder. En el pasado el título, el puesto, la experiencia y la autoridad eran las cartas usadas para exigir, intimidar, manipular o abusar de las personas que tenías a tu cargo. Ese era el jefe. El mundo ya no opera de esa manera. Tu puedes imponer tu voluntad, pero vas a tener un equipo desmotivado, sin inspiración, sin aspirar a mucho y, muy probablemente, no permanecerán mucho tiempo. Si no adoptas una mentalidad de ser un líder, de buscar maneras de conectar con tu gente y ser una fuente de apoyo en su desarrollo y crecimiento, todo el mundo se sentirá como un fin para justificar los medios.


Caso #2 - Vivimos en los tiempos de "lo quiero ahora y lo quiero ya". No tengo tiempo para que algo tarde tiempo. Mientras menos dure mejor y si algo lo valida, llámese certificación, un papel, un título o una autorización, hago lo que sea (especialmente si me cuesta menos, me tarde menos y me pueda dar más) para poder decirle al mundo: "ya tengo el permiso, la autoridad o el papel para hacerlo".


El problema es que el papel sólo dice eso, "tienes el papel". ¿Ahora qué? ¿Cuántos no salen de la Universidad, de un post grado, de un Diplomado o de cualquier centro educativo o preparatorio todos los años con un papel? Aquí es cuando comienza la realidad. El mundo de ser empleado cambió hace rato.


Tener un papel dice una de dos cosas: o vas a ser empleado o vas a auto emplearte. Si es la primera es esperar a que te llamen o que seas elegido para luego que alguien determine tu sueldo, tu valor, tu tiempo, tu agenda y tu vida. Si vas a auto emplearte requieres verte como un emprendimiento (ya sea por que vas a comenzar una empresa, vender un producto o un servicio) y eso requiere un cambio de mentalidad drástico y un desarrollo de habilidades y/o destrezas muy diferentes a las que te llevaron a obtener el papel.


Conozco muchas personas que se han certificado como Life Coach, Entrenadores, Estilistas, Planificadores Financieros, etc. y tantas otras carreras licenciadas como técnicas o de menor tiempo de entrenamiento, y el choque que han tenido con la realidad es fuerte. El esfuerzo para entrenarte es muy diferente al esfuerzo para aprender a venderte, a posicionarte, a crear tu marca, a emprender y a crear una demanda en el mercado. No es fácil ni sencillo. Requiere pensar, arriesgar, aprender y comprender que es un proceso. Es construir, no es pedir una cajita feliz y está lista en 90 segundos.


¿Porqué mucha gente prefiere quedarse como empleado? Es cómodo, el fácil, no conlleva riesgo (aunque hay muchos riesgos que estás tomando por quedarte como empleado aunque no lo sepas) y no requieres pensar y desarrollar lo que te define. Alguien lo hace por ti y tu sigues haciéndolo para alguien. Nuestra necesidad de tener "certeza" nos lleva a seguir evitando el miedo de ser nosotros mismos al buscar lo seguro, que definir y descubrir lo que podemos ser.


Auto emplearte implica ver el mundo, las ventas, el desarrollo de contenido, de conectar con la gente y de colocarte como una opción en el mundo como parte de una caja de herramientas que vas a tener que tener listas. Eso, si estás dispuesto a manifestar tu sueño. Emprender no es para todo el mundo, aunque todo el mundo merece hacerlo o por lo menos conocer el mundo del emprendimiento. El mundo va en esa dirección y puedes ser parte de la ola o quedar arrollado por ella. Estás a tiempo. ¿Qué esperas?


¡Gracias por sacar de tu tiempo y leer este blog! Te invito a que lo compartas con gente como tu. Te invito a que lo compartas con personas como tu y que podamos crear una comunidad de gente que cree en otros y podemos servirle a manifestar sus sueños a través del servicio y agregar valor. Ya sólo quedan 2 cupos en el Grupo de Mentes Maestras y se siguen uniendo líderes de varios países. Si quieres ser parte de una comunidad que va a impactar al mundo, tu quieres ser parte de este grupo que comienza en junio. Envía un email a jorgeamp63@mac.com.


#crecimientopersonal #mentalidad #comodidad #empleadovsemprendedor #distinciones #blogger #anquiro #abundancia #creer #sueños


Si no desarrollas tu mente puedes perder tus poderes.

85 vistas

Sigue a Jorge Meléndez en: 

  • Facebook Social Icon
  • Icono social Instagram
  • Icono social de YouTube
  • Twitter Social Icon
  • Icono social LinkedIn

© 2018 Jorge Meléndez

      Dream Connector