• Jorge Meléndez

El vínculo poderoso que nos une

¿Qué tal si nuestra espiritualidad es un vínculo, una oportunidad de ver con otros ojos lo que no alcanzamos a comprender como vemos las cosas ahora mismo? La ciencia y la espiritualidad coinciden en un punto, aunque le pongan nombre distinto: que estamos vinculados. La espiritualidad le llama amor; la ciencia le llama energía. Esa fuente de energía es la que nos da vida. Esa fuerza nos vincula y todos estemos conectados a ella emocional y energéticamente.


Ahí es donde podemos comenzar a mirar. A trabajar. A cerrar la brecha. Y no se trata de hacer creyentes a los no creyentes, sino hacerlos conscientes de lo que ya sabemos, de lo que ya hacemos, de lo que ya pensamos. No será a la fuerza. No será con la manipulación. No será con la culpa. No será con la amenaza. Sino con el amor. Ayer hablamos sobre la importancia que tenemos en este momento de usar nuestra herramienta más distintiva.


Para conocer más a fondo una manera más elevada de la espiritualidad, así como de la ciencia, tenemos que soltar nuestra ignorancia, nuestro desconocimiento, nuestras pequeñas e insignificantes diferencias rebeldes y desarrollar un pensamiento crítico mucho más elevado, inclusivo e Universal. Ver la vida, ver el amor y el mundo, desde otro lente.


No podemos resolver un problema amplio, con una mentalidad escasa. Estos son los tiempos donde los miedos pueden ser enfrentados con conocimiento, claridad y consciencia en vez de seguirlos perpetuando con ignorancia, rebeldía, imposición o seguir en negación. Ahora es cuando podemos elevar nuestra mente ante un conocimiento profundo de quiénes somos, para qué estamos aquí y cómo somos responsables y Co-creadores de lo que podemos hacer en este hermoso planeta.


Las religiones van a decir que son tiempos que fueron escritos en la profecía, en los libros Sagrados. La ciencia va a decir que todo proceso de expansión le sigue uno de contracción. En el primero podemos quedarnos en el miedo y seguir perpetuando la separación a través de las creencias. En la segunda tenemos que empezar a buscar la causa, enfrentarla, tomar responsabilidad por ella y definir una ruta asumiendo las consecuencias del tiempo que no hicimos nada al respecto.


Esto no implica que tengas que saber todo lo qué pasa en Africa, la Antártida o Australia para saber cómo responderlo, sino cómo mis actos en Mexico, Puerto Rico, Colombia o Estados Unidos, o dondequiera que estés, tienen un impacto en un gran ecosistema llamado la tierra y todo lo que se produce en ella. Este paso tendrá grandes implicaciones en todos los aspectos de la sociedad y en la manera en que nos vemos a nosotros y a todos en general. Nuestra relación con la salud, el dinero, las relaciones, el sexo, la política, la religión y todo lo que conocemos como orden social hasta el día de hoy, se verá alterado. Será un nuevo orden.


No será fácil o simple, ya que vivimos en los tiempos del EGO. Tendremos que estar dispuestos a salirnos de nuestra zona cómoda, aislada, separada, clasista, y hasta racista, para realmente conectar con la empatía y la conexión que realmente vive en cada uno de nosotros. Es un llamado acentuado por los tiempos, pero en realidad un llamado que todos tenemos. Simplemente que ya no podemos posponerlo más. No podemos dejarlo en manos en otros. No podemos ignorar lo que sucede. No podemos meter la cabeza en la arena, ya que nos va a alcanzar a todos, no importa donde nos escondamos.


Una vez aprendí que la consciencia colectiva del hombre, como grupo, pasará por tres etapas. La primera es cuando no nos demos cuenta de lo inconsciente que es es nuestra inconsciencia. Luego vendrá cuando empecemos a hacernos conscientes de nuestra inconsciencia. Y, finalmente, cuando seamos conscientes de nuestra consciencia. Pasar de la segunda a la tercera no es fácil: implica grandes cambios, grandes reconocimientos y asumir grandes responsabilidades. Esa es la que vivimos como humanidad en estos momentos.


Mañana vamos a cerrar este tema con las formas en que podemos hacernos conscientes de nuestra consciencia o reconocer nuestras inconsciencias.


¡Gracias por sacar de tu tiempo y leer este blog!


#crecimientopersonal #espiritualidad #consciencia #abundancia #despierta #mentalidad #hábitos #blogger #anquiro #luz



Llámale amor, energía o espiritualidad, nos vincula a todos.

112 vistas

Sigue a Jorge Meléndez en: 

  • Facebook Social Icon
  • Icono social Instagram
  • Icono social de YouTube
  • Twitter Social Icon
  • Icono social LinkedIn

© 2018 Jorge Meléndez

      Dream Connector