• Jorge Meléndez

La mente de un innovador

Innovar, ser diferente, estar en boca de todo el mundo por haber dado el paso que nadie se atrevió a dar, y tener éxito, es algo que todo emprendedor añora lograr. Ahora, dar el paso de atreverte a ser el innovador, de realmente estudiar el mercado, de ver la oportunidad y de tener los huevos (o los ovarios) para hacerlo, son otros veinte pesos.


En las pasadas semanas he tenido la oportunidad de trabajar con varios grupos de personas en diferentes rubros profesionales. He podido observar cómo el acto de innovar puede ser algo estimulante e inspirador para algunos, mientras para otros luce más como un concepto interesante y deseado, pero a la hora de la práctica, prefieren mantenerse con lo que se hace en su mercado, que ser únicos en el mercado.


El acto de emprender es como el ejercicio de caminar en el mundo solitario en tus primeros años. Sabes lo que haces, cómo lo haces y hasta porqué lo haces, pero no ves a muchos haciéndolo o no ves los resultados como para decir, "valdrá la pena caminar". Pero lo sigues haciendo, ya que el punto es caminar hasta que no sólo lo noten, sino que vean el valor agregado de hacerlo de esta nueva manera.


Innovar es arriesgado, es incierto y, sobretodo, implica ser ejemplo del cambio, no meramente un portavoz o un estratega. Una cosa es ser un chef que introduce una nueva versión de una hamburguesa, mientras otra es cómo rompes con todos los esquemas en un mercado sumamente competido como la capacitación o el desarrollo personal. En la primera tal vez muchos no van a mirar si el chef es gordito o flaco, pero es muy probable que en la segunda la gente observe si lo que tu dices y haces es congruente y si realmente respaldas en tus acciones lo que vendes como opción.


No todo el mundo va a estar sujeto a las mismas críticas, opiniones o comparaciones a la hora de innovar, pero aquí el punto principal de esta plática contigo mi querido amigo, es cómo moldeas tu manera de pensar. Innovar, más que un acto aislado, oportuno o estratégico, es una manera de pensar, de constantemente ver cómo el mundo está cambiando y tu te colocas al frente de la manada. Innovar es ver la abundancia en todo, especialmente cuando el temor al fracaso (la aparente escasez) parece como la opción más real si te lanzas a hacer algo diferente, pero lo haces porque estás dispuesto a pagar el precio.


Si ves la innovación como un acto de mejora, no es innovar, es sólo eso: remendar algo, querer lavar la cara o darle un reboot al sistema. Nada malo, sólo llamemos las cosas por su nombre. Innovar no es hacer una cirugía estética, sino cambiar toda su forma de pensar, de vivir y hasta de actuar en ese sentido. Desde que salió el iPhone, el mercado de teléfonos celulares jamás volvió a ser el mismo. Hoy tu puedes comprar opciones en dicho mercado, pero la manera en que Apple vio las cosas, cambió la manera en que todos ahora queremos verlas, cuando miramos en esa dirección.


Todos nacimos para ser innovadores, sólo que algunos no queremos conquistar un nuevo continente, abrir un nuevo nicho o pensar de manera diferente. Repito, nada malo, pero no podemos pasar por alto un pequeño, pero muy importante detalle: todos en alguna parte de la cadena, nos vamos a encontrar ante la disyuntiva de innovar. En cualquier campo de la vida, a todos nos tocará de cerca o de manera personal, el ejercicio de la innovación. La vida es un acto de innovación constante. Al tu ser parte de la naturaleza, este acto, tarde o temprano, te tocará y te llevará a aceptarlo, y en el mejor de los casos, aplicarlo como una expresión de vida en movimiento.


Ya sea porque tu hijo ve las cosas de otra manera y requieres cambiar tu mentalidad y tus actitudes hacia él. Ya sea porque trabajas en producción en una planta automotriz y hoy cambian todos los sistemas y te quedaste sin empleo ante la innovación del mercado. O, simplemente, porque hoy estás ante la pregunta de lanzarte a emprender y tu mercado te invita a hacerte esta pregunta: ¿qué podría romper los esquemas de la gente a la que deseo servirle si hoy me lanzo a ser un innovador en mi campo? ¡Saca el innovador que vive en ti y deja un legado sin precedentes!


¡Gracias por leer este blog! Te invito a que te registres en esta página, si no lo has hecho, y que lo compartas con gente. Estamos creando una tribu de personas que emprenden, que buscar innovar, salirse de lo predecible y de dejar una huella en este mundo. Te invito a que conozcas nuestro Anquiro Podcast aquí, anchor.fm/jorgemelendez y nuestro Anquiro TV por YouTube, nos encuentras como Jorge Meléndez.


#anquiro #crecimientopersonal #innovar #apple #blogger #consciencia #riesgo #mindset #mentalidad #emprender

Innovar es parte de la vida misma


64 vistas

Sigue a Jorge Meléndez en: 

  • Facebook Social Icon
  • Icono social Instagram
  • Icono social de YouTube
  • Twitter Social Icon
  • Icono social LinkedIn

© 2018 Jorge Meléndez

      Dream Connector