• Jorge Meléndez

Lo que diría John Lennon...

Hoy es una de esas mañanas cuando más me siento a prueba. Estas son las mañanas cuando lo más fácil es sumirme en la tristeza, en el enojo, en la decepción, en la polaridad, en dejarme llevar en la dirección en la que algunas personas quieren dirigirnos, llevarnos, forzarnos o hacernos pensar o creer. Pero no.


De la misma forma en que el pasado lunes hablé de la importancia y de la manera en que criticamos, hoy toco otro tema: la inclusión. Hoy todos somos incluidos, o excluidos, por motivos o factores que están fuera de nuestro control. Hoy todos escuchamos y actuamos por la manera en que nos sentimos incluidos o excluidos.


¿En qué se basa la inclusión? Si lo miramos desde nuestros deseos, intereses o condiciones personales, se basa en una de dos cosas: el miedo o en el amor. Si es el miedo, estará condicionado por ello. Si es el amor, será impactado por ello.


Vivimos en tiempos donde lo más fácil es excluir. Si buscamos la definición etimológica de la palabra "inclusión, viene de incluir, que proviene de concluir. De formación parecida". En estos tiempos poner en práctica la parte de "formación parecida" es un gran reto, ya que está condicionado por nuestras creencias.


Hoy día la exclusión se puede basar en muchas cosas: desde tu preferencia sexual, religiosa, política, económica, social, profesional o la manera en que eres una amenaza para la gente. En fin, excluimos para proteger, defender o apegarnos a algo o a alguien. Hemos dejado de vernos como seres humanos, sino como seres condicionados y así nos relacionamos.


Lo que no incluye, excluye.

Lo que excluye, condiciona.

Lo que condiciona, separa.

Lo que separa, distancia.

Lo que distancia, desconecta.

Lo que desconecta, mata.


Mata sueños. Mata oportunidades. Mata igualdad. Mata justicia. Mata el amor. Mata el humanismo. Mata la escucha. Mata la empatía. Mata la compasión. Mata el entendimiento. Mata lo que nos hace únicos. Mata nuestra condición de ser humanos. Mata la conexión. Mata la unión. Mata el amor.


Incluir implica romper con creencias. Romper con miedos. Romper con bandos. Romper con posiciones. Romper con el condicionalismo. Romper con los apegos. Romper con la escasez. Romper con la ignorancia. Romper con la ilusión de la separación.


Inclusión como palabra y como práctica está muriendo. Conexión es la cura, la que siempre ha existido y siempre existirá, ya que somos energía y no sólo estamos vinculados: todos somos uno. Queda de nosotros, de cada uno de nosotros, ser el remedio. Hoy tu vas a ser la voz y el ejemplo de una de dos cosas: la inclusión o la exclusión. Una condiciona, la otra libera. Tu eliges. Elige sabiamente.


No soy fan de John Lennon, pero el idealista, romántico, optimista y realista en mi recuerda estas palabras: "Imagine all the people, living life in peace".


¡Gracias por sacar de tu tiempo y leer este blog!


#crecimientopersonal #inclusión #exclusión #creencias #mentalidad #escasez #abundancia #blogger #anquiro #conexión


Nota: Todavía puedes ser parte del programa Enfoque 2020, en el que personas de 8 países están diseñando la mejor década de su vida en 5 módulos que puedes hacer a tus tiempos y en tus horarios. El 22 y 23 de febrero Sergio Hernández Ledward y estes servidor volveremos a presentar el taller "La Historia del Héroe". Interesados puedes enviar mensaje a jorgeamp63@mac.com.


John Lennon y su "Imagine" resuena más fuerte que nunca.


47 vistas

Sigue a Jorge Meléndez en: 

  • Facebook Social Icon
  • Icono social Instagram
  • Icono social de YouTube
  • Twitter Social Icon
  • Icono social LinkedIn

© 2018 Jorge Meléndez

      Dream Connector